Saltar al contenido

Ventilador de pie

ventilador de pie

 

El ventilador de pie, un clásico que nunca pasa de moda. Estos ventiladores de pedestal destacan por su comodidad ya que los podemos instalar sin mucho esfuerzo en cualquier rinconcito de nuestra casa, además, como es móvil, podemos llevarlo de un lugar a otro sin problema dependiendo de nuestras necesidades de refrigeración. Si la ola de calor te está haciendo la vida difícil atácala con uno de estos ventiladores portátiles y desplaza el aire caliente a otro lado de una forma muy silenciosa

Tipos de ventiladores de pie

Vamos a ver los tipos de ventiladores de pie que podemos encontrarnos en el mercado para que elijas el tuyo conociendo la gama que se ofrece:

  • Ventilador de aspas básico

Su función es mover el aire con ayuda de sus aspas para generar una sensación de refrigerio en el ambiente. Estos ventiladores de pie portátiles son muy fáciles de instalar, se pueden desplazar donde tú quieras y son una práctica solución para los días de verano.

ventilador de pie básico

  • Ventilador nebulizadores y humidificadores.

Es importante que tengamos un buen nivel de humedad en nuestros espacios, se recomienda que la concentración de agua de nuestro aire sea de entre un 45% y un 65%. Por ello, para poder evitar que se nos seque la garganta y nos pique la nariz y para prevenir alergias y otros problemas respiratorios, lo mejor es un “controlador de la humedad”. Podemos encontrárnoslos de dos clases:

– Nebulizador de agua

Este modelo de nebulizador de agua son portatiles y llevan un deposito normalmente de unos 3 litros. ¡Ideales para colocarlos donde quieras según gusto y necesidades!

Lo que los nebulizadores hacen es generar niebla de agua micronizada, es decir, nuestro ventilador genera una nube de gotas de agua muy pequeñas que al tomar contacto con el aire caliente, absorben ese calor para evaporarse dejando a su paso un aire más fresco.

Este tipo de ventilador de pie se puede usar con agua del grifo, ahora bien, es necesario usar a menudo tratamientos de limpieza para que los pequeños orificios por los que se expulsa el agua no se obstruyan y pueda liberar esta niebla de agua sin impedimentos.

ventilador de pìe nebulizador oscilante

– Humidificador

Estos ventiladores humidificadores poseen un aspecto muy similar a los vaporizadores pudiéndolos colocar también en la zona donde mejor convenga en ese momento, al ser móviles.

Los humidificadores transforman el agua en una niebla fría mediante un disco rotatorio.

La ventaja es que nos protegemos del riesgo de quemaduras ya que, en lugar de expulsar aire caliente como lo hacen los vaporizadores, expulsan aire frio. Eso sí, conviene mantenerlos muy limpios ya que al no calentarse el agua es más fácil la aparición de bacterias. Cambiar el agua todos los días y limpiarlo cada 2 días sería lo ideal.

ventilador de pie humidificador

Funcionamiento de los ventiladores de pie

El ventilador provoca que el aire a nuestro alrededor circule varias veces por minuto, produce flujos de aire con alto volumen y baja presión. Es decir, hace que las moléculas del aire se muevan provocando una bajada de la temperatura  lo que nos genera esa sensación de frescor en el ambiente que tan agradable nos hace sentir.

Su funcionamiento es bastante silencioso, lo que ayuda a usarlo en nuestras horas de sueño ya que el ruido no te molestará.

Hay modelos que disponen de un temporizador electrónico para programar su encendido y poder llegar a casa en épocas calurosas y sentir el ambiente más fresquito nada más entrar.

 

 ¿Qué ventajas ofrecen este tipo de ventiladores de pie?

Los ventiladores de torre son una magnifica opción para espacios grandes y medianos repletos de obstáculos. Estos aparatos oscilantes, mueven una gran cantidad de flujo de aire alrededor de los diferentes obstaculos convirtiéndose en un gran aliado en nuestras oficinas o lugares con muchos muebles. Quizá no sea el ventilador con la estética más moderna pero es muy eficiente y nos permitiría refrescar a un mayor número de personas.

Otra de sus ventajas es que suele haber mucha variedad de colores para poder combinarlo con la decoración de tu hogar.

El precio de este aireador de pie es otra de sus ventajas. Podemos encontrar dispositivos muy eficientes rondando los 30 euros.

Su portabilidad y facilidad de instalación lo convierten en un aliado esencial en días más calurosos.

¿Cómo limpiar un ventilador de pie?

 Es esencial mantener nuestro ventilador limpito para asegurarnos no solo su correcto funcionamiento sino también para que nuestro aire se mantenga lo más pulcro posible.

¡No te preocupes! es muy sencillo y aquí te lo detallamos paso a paso. En unos minutos podrás dejar tu ventilador como recién salido de fábrica.

  1. Desconecta tu ventilador de la corriente. Prevenir es mejor que curar 😉
  2. Conviene desmontar todas las piezas para proceder a su correcto lavado. Lo primero sería desmontar la parrilla que cubre las aspas. Normalmente las aspas vienen con un tapón central que hace de tope. Probablemente tendremos que ayudarnos de una llave para quitarla. Una vez que la quitemos ya podremos sacar las aspas para limpiarlas con cuidado.
  3. Asegúrate de no perder ningún tornillo o pieza.
  4. Limpiaríamos todas las piezas con agua tibia y jabón y las dejamos secar encima de una toalla.
  5. Limpia la base y el poste con el agua con jabón y pásale un trapo para secarla. Si tu ventilador tiene mando a distancia, limpia este con un paño húmedo pero sin jabón.
  6. Una vez que todo está limpio y seco colocamos las piezas como estaban y, ¡voalá! ventilador nuevo.

Acuérdate de ajustar muy bien todas las piezas y apretar suficientemente los tornillos.

Lo recomendable seria desmontar nuestro ventilador de torre y limpiarlo pieza a pieza pero si esa no es una opción para ti, entonces lo mejor será pasar un aspirador con boquilla de cepillo.

¿Dónde ubicar este tipo de ventiladores?

Si tu ventilador no refrigera como esperabas, quizá, lo hayas puesto en un lugar inadecuado.

Tendemos a colocarlos directamente enfrente de nosotros o donde menos estorbe, sin embargo, no siempre esos son los lugares más idóneos.

Trata de alejar tu ventilador del calor solar, una maquinaria fresca refrigerara mucho mejor nuestros espacios.

Procura que tu ventilador no este pegado a la pared ya que la misma podría obstaculizar el movimiento del aire. Un lugar muy efectivo para colocar tu ventilador de torre podría ser delante de una ventana (con el motor hacia la ventana y las aspas hacia la habitación) de ese modo atraerá el aire de la calle haciéndolo recircular en nuestra habitación. ¡Veras qué efectivo es ese lugar!

ventilador de pie colores
Al ser portatil, te puedes llevar tu ventilador a la habitación que más desees.

Consejos para comprar un ventilador de pie

Existes varios puntos a tener en cuenta a la hora de comprar un ventilador de pie:

  • Numero de aspas: Casi todos los ventiladores de pie suelen tener entre 3 y 5 aspas. Un mayor número de aspas podrá mover un volumen mayor de aire. ¡Yo no compraría uno con menos de 3!
  • Velocidad: Es importante que puedas regular la velocidad pues a lo largo del día nuestras necesidades de refrigerio son diferentes. No tenemos la misma velocidad a las tres de la tarde mientras vemos la tele que durante nuestras horas de sueño, obviamente.
  • Potencia: Cuando compramos un ventilador de pie esperamos que este sea lo suficientemente potente como para pasar las hojas de los libros. Yo no recomiendo comprar ninguno por debajo de los 50W.
  • Oscilación: la mayoría de ellos van de entre los 90º y los 180º. Todo depende para qué lo necesitemos. Si es para una oficina o un espacio bastante grande, yo recomiendo los 180º, eso sí, cuando hablamos de un ventilador de pie para el salón, yo soy de esas personas que prefiere cierta continuidad de aire ¡Qué se me muevan las pestañas! En ese caso yo recomiendo los de 90º. En muchos casos podemos determinar ese recorrido de la oscilación haciendo de nuestro ventilador un aparato muy versátil.
  • Nivel de ruido: Es importante, sobretodo, si queremos mantenerlo encendido durante nuestras horas de sueño. Lo normal es que un ventilador emita unos 40dB que equivaldría a una habitación en silencio, sin embargo, para los más tranquilos existen modelos de ventiladores más silenciosos.
  • Control remoto: encontraremos esta característica en ventiladores de pie principalmente de gama alta. ¡Nada como cambiar la velocidad de nuestro ventilador sin movernos de la cama!
  • Diseño: Esta es la menos importante de las características, aun así, hoy en día existen muchas casas que hacen ventiladores de pedestal monísimos en una gama muy variada de tonalidades.

 

Después de todo esto, solo nos queda encontrar el ventilador de pie que más se adecue a nuestras necesidades. ¡Ánimo! El calor infernal ya no será un obstáculo para ti.